El Mercado Medieval más grande de Europa en Alcalá de Henares


Si hay una fiesta que disfruto enormemente cada año, porque no me la pierdo nunca, ésa es la cita que tengo con el Mercado Cervantino (o Medieval) que se celebra en Alcalá de Henares cada semana del 9 de octubre, en conmemoración por el nacimiento de D. Miguel de Cervantes. Se trata del Mercado Medieval más grande de Europa y, no por nada, se extiende por todas las vías del casco histórico de la ciudad, declarado Patrimonio de la Humanidad, en el que, además, puede disfrutarse de la mezcla de culturas, cristiana, judía y musulmana y que se embebe en el mercado de forma natural. 

CalleMayor

En los días previos, cuando todo comienza a prepararse y las primeras actividades se llevan a cabo, tales como la apertura de exposiciones, la feria del libro antiguo y de ocasión, obras de teatro o muestras de cine, se percibe cómo todo el centro histórico de la ciudad va cambiando su ánimo, cómo poco a poco se transforma, engalanándose con sus mejores prendas, dispuesta a recrear un ambiente medieval que cada año va progresando, mejorando y que, sin duda alguna, consigue atraparte y hacerte viajar en el tiempo; a ésa Edad Media de caballeros de honor y damas pulcras, de admiración por lo rústico y lo natural, de los peligros más inciertos y los mágicos misterios y, en definitiva, de todo aquello que ensalce esos aires de cándido romanticismo que parece haberse perdido.

CalleMayor02

CalleMayor03 CalleMayorMagistral

Este año, de hecho, el Mercado Cervantino ha crecido. Y ha crecido mucho, tanto en extensión como en espectáculos. Ya lo hizo el año pasado, con la incorporación de los paseos de ocas (de lo más enternecedor y simpático), los paseos en camello y dromedario o las justas medievales tan echadas en falta por los complutenses en otras ediciones.

Dromedario_2

Dromedario02

Ocas

HuertaDelObispo07

Es más, fué tal el éxito del espectáculo del torneo medieval que, éste año, cobran entrada por verlo: 2,50€ por persona. Todo esto, junto con exhibiciones de cetrería, teatro de guiñoles para niños, atracciones de madera y conciertos de música celta que se ofrecen todas las noches del Mercado, se llevan a cabo en la Huerta del Obispo.

HuertaDelObispo

JustaMedieval06

JustaMedieval02

JustaMedieval

JustaMedieval05

HuertaDelObispo02 HuertaDelObispo03

HuertaDelObispo04

HuertaDelObispo06

Además hay más animaciones musicales, pasacalles, equilibristas y juglares que recorren el Mercado Cervantino y que amenizan un recorrido que, en ocasiones, puede resultar un tanto agobiante (más de 150.000 personas recorren el Mercado en su día de más afluencia). Y no hay que olvidar a nuestro despistado Don Quijote y Sancho Panza, que lo recorren en busca de molinos de viento y ¡cuidado! Porque es fácil que Don Quijote te confunda con uno

DuendesJuglares Juglares

Quijote02

En la Plaza de Cervantes además puede encontrarse el Trono de Hierro vigilado por Don Miguel de Cervantes, atracciones infantiles entre las que se incluyen paseos en burrito o pony (acercaros a ver a los burritos ¡son tan achuchables y cariñosos!) y la exposición de cetrería, donde podemos contemplar de cerca la magnífica belleza de las aves rapaces.

PlazaCervantes02

PlazaCervantes

PlazaCervantes03

PlazaCervantes05

Cetreria

Cetreria02

Cetreria04

Cetreria05

Cetreria03-01

En la Plaza de San Diego (la de la Universidad) se encuentra una amplísima zona de restauración, donde se puede disfrutar de todo tipo de alimentos hechos en el momento y muchos de ellos caseros (aunque ya en los puestos de la Calle Mayor encontraréis muchos puestos que os harán la boca agua :-P). También veréis zona de restauración en la Plaza de Cervantes hacia la torre de la Iglesia de Santa María.

PlazaCervantes04

PlazaUniversidad

PlazaUniversidad02

¡Celiacos! Si queréis disfrutar de algunos postres Sin Gluten (y también Sin Lactosa) o si os apetece una cerveza, podéis ir a la calle Cerrajeros donde hay varios puestos de alimentación, buscad el bar El Reloj para la cerveza y el puesto de la pastelería Free Cake para los postres

Puesto de "Free Cake" en el Mercado Cervantino. Foto cedida por "Free Cake"

Puesto de “Free Cake” en el Mercado Cervantino. Foto cedida por “Free Cake”

Y doy por supuesto que veréis los puestos Sin desmerecer a ninguno, a mí me gustan particularmente caminar alrededor de los que tienen hierbas aromáticas, tés y condimentos y todos aquellos con perfumes, las fragancias especiadas son absolutamente deliciosas Los de tartas, bollos caseros, chocolates y las queserías eran mi perdición, pero ahora voy mirándolos de reojo o me acerco cuando estoy recién comida, porque me muero de ganas por probar todo y no puedo También me gustan los puestos de orfebrería, especialmente de aquellos quienes trabajan la plata; hay auténticas preciosidades muy elaboradas y originales. Y, en definitiva, me encantan todos aquellos puestos que ofrezcan productos artesanales

Puestos   Herrero

Panadero

TallandoMadera

¿Quién quiere venirse al Medievo?


MÁS INFORMACIÓN


Sobre Eva

Viajera insaciable, lectora incansable, eterna aprendiz de idiomas y meticulosa observadora de culturas, lingüista, traductora y curiosa como yo sola. Mi lema: Viajar para vivir y sentirse vivo.
Añadir a favoritos el permalink.

Un Comentario

  1. Genial entrada, muy detallada jeje nosotros fuimos hace 2-3 años y nos gustó mucho, la verdad es que nos encantan este tipo de mercados jajaja Hemos estado también en el de El Álamo, bastante grande, y en el de Los Alcázares, muy recomendable también. Pero tenemos que volver más tranquilamente a visitar y a disfrutar del Cervantino. Un saludo amigos!!!

No lo dudes y deja tu comentario...