Tierras de Soria ’11. Día 2 (Parte 2/2): P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión.

P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión

Nos esperaba una grata e inesperada sorpresa de camino a la Laguna Negra por la carretera CL-117. De hecho casi pasamos de largo pero un refulgir casi diamantino asomó por entre las aguas que estábamos cruzando a través de la carretera y nos hizo desviar la mirada. Allí lo encontramos, el Embalse de la Cuerda del Pozo. [Para saber exactamente donde se encuentra, puedes consultar el mapa de la INTRODUCCIÓN de esta escapada]

Embalse de la Cuerda del Pozo

Deslizándonos por entre las rocas llegamos hasta lo que parecía una pequeña playa acotada por enormes piedras redondeadas salpicadas de troncos muertos, astillados y rugosos de una mezcla de colores tiznados y caramelos.

Embalse de la Cuerda del Pozo, Soria. España.

Embalse de la Cuerda del Pozo, Soria. España.

Árboles frondosos como telón de fondo de unas aguas tranquilas, tan mansas que parecían un espejo del intenso azul del cielo, unas aguas que dibujaban su orilla sobre una finísima arena que bien podría simular ser nieve recién caída. Un paisaje que evoca una fantasía lunar, un paisaje extrañamente bello y solitario donde reinaba el silencio.

Embalse de la Cuerda del Pozo, Soria. España.

Tras deleitarnos con la particular exuberancia de este rincón inesperado, seguimos dirección al Parque Natural de la Laguna Negra y los Circos Glaciares de Urbión.

P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión

A partir de haber atravesado el Embalse de la Cuerda del Pozo, nos damos cuenta de que el paisaje ha cambiado: de las ondulaciones suaves de la tierra y los campos de cultivo, nos vemos sorprendidos por frondoso paisaje de alta arboleda. Y entonces, a ambos lados de la carretera, entre esos pequeños bosques, fincas de ganado; vacas con sus terneros a los que, inevitablemente, tengo que saludar

Subiendo a P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

Subiendo a P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

Y continuamos por la sinuosa carretera, que se estrecha un poco más, que nos hace elevarnos en el terreno y que comienza a parecer una espiral que se abre camino entre árboles de troncos pálidos y copas frondosas. Hasta que la carretera se corta al tráfico de vehículos y vemos una explanada de tierra que sirve como aparcamiento. Hemos llegado al Parque Natural de los Circos Glaciares de Urbión y la Laguna Negra.

P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Ubrión, Soria. España.

¿Qué es un circo glaciar?

Idea-64 Un circo glaciar es una depresión de terreno con forma de anfiteatro y de paredes elevadas. Se produce por la erosión llevada a cabo por el constante deslizamiento y frotamiento del hielo de un glaciar en la paredes montañosas. Tras el deshielo, en su base se forman lagunas de origen glaciar o depresiones en forma de valle.

Ante nosotros el camino sinuoso empinado continúa, delimitado por árboles, algunos de ellos arrugados y retorcidos en curiosas formas que, en una visita nocturna, probablemente parecerían fantasmagóricas.

Camino de subida a la Laguna Negra y los Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

Arboles fantasmagóricos de camino a la Laguna Negra y los Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

Tendremos que caminar unos 5-10 minutos hasta que, de repente, se presenta ante nosotros un cortado como si se tratase de un cañón que parece prolongarse hacia arriba y hacia abajo en una conjugación de formas y brillos imposibles. Porque ahí está ante nosotros la Laguna Negra, una balsa de agua tan calma que provoca la ilusión de ser un reflejo infinito de todo aquello que la rodea. Un espacio que comenzó a modelarse hace más de 2 millones de años.

La Laguna Negra del P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

Podremos bordear la Laguna Negra a través de una pasarela de madera que se eleva y se entremezcla entre pinos negros y silvestres sobre un antiguo camino natural. Es un remanso de paz seguir este sendero y es una sensación casi extraña contemplar una balsa de agua tan enorme y sin movimiento alguno.

P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

La Laguna Negra del P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

La leyenda de la Laguna Negra

Icono-Rumor El mismo Antonio Machado recogió en un romance la leyenda de Alvargonzález (La tierra de Alvargonzález) personaje que, a la muerte de sus padres, se encontró con una gran herencia. Se casó con una joven de las tierras del Burgo y tuvo tres hijos.
Pasaron unos felices años para Alvargonzález hasta que, una tarde en la que fué a pasear, se quedó traspuesto bajo la sombra de un olmo cuando se detuvo a descansar. Soñó que sus dos hijos mayores le mataban y cuando despertaba del somnoliento sopor se dió cuenta de que no era un sueño. Sus dos hijos le apuñalaron y arrojaron su cuerpo atado a una piedra a la Laguna Negra de la que, se dice, no tiene fondo. 

La pasarela nos conducirá hasta varias cascadas que brotan desde lo alto del cortado y se deslizan por las rocas musgosas. Si vais en invierno, como nosotros, veréis que de las plantas que nacen de entre las rocas el agua se ha congelado, formando agujas de hielo.

Cascadas en P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.     Cascadas en P.N. Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, Soria. España.

Sabemos que se puede subir hasta arriba y tener una perspectiva completas de la Laguna Negra a vista de pájaro. Sin embargo, mis oídos y mi cabeza finalmente me hicieron claudicar para continuar nuestra aventura y, con todo el dolor de mi corazón, tuve que rendirme y emprendimos regreso a Madrid 

~~~~~~~~~~~~~~

Desde aquí queremos animaros a que visitéis Soria y esperamos que estos diarios os hayan ayudado a, por lo menos, sentir curiosidad. Creemos que Soria es una provincia poco publicitada y, por tanto, muy desconocida. Sin embargo, tiene mucho, muchísimo que ofrecer y, de corazón, creemos que merece ser descubierta porque fue muy grato encontrar patrimonio y arquitectura tan hermosos y magníficos, disfrutar de sus bellísimos paisajes y tierras repletas de historia, pueblos encantadoramente coquetos de gentes amabilísimas, unos pueblos y aldeas que parecen haberse detenido en el tiempo y que te hacen soñar con otras épocas.

Tierras de Soria. España.

Sin duda, volveremos a Soria, a esta provincia fascinante que, por desgracia, parece olvidada en muchos sentidos. Y volveremos porque tenemos una buena excusa, ya que no visitamos ni los yacimientos arqueológicos de Numancia ni tampoco la capital y, sobre todo, porque estamos deseando descubrir todos esos otros rincones y secretos que esconde la provincia.

¡Hasta pronto, Soria!


 ♦ Tierras de Soria ’11.


Te puede interesar...

Sobre Eva

Viajera insaciable, lectora incansable, eterna aprendiz de idiomas y meticulosa observadora de culturas, lingüista, traductora y curiosa como yo sola. Mi lema: Viajar para vivir y sentirse vivo.
Añadir a favoritos el permalink.

3 Comments

  1. Vaya diferencia de lugar con el cambio de estaciones. Nosotros estuvimos en enero y la Laguna Negra estaba totalmente congelada.

    • Eso es lo increíble de la naturaleza, lo diferente que pueden parecerte los lugares según en la época del año en la que vayas

      ¡Gracias por pasar y comentar!

  2. Preciosas fotos! nosotros también visitamos la laguna negra en enero y la vimos totalmente congelada, además de estar toda la zona y el camino nevado.

No lo dudes y deja tu comentario...