Excursión: Coria, perla del Valle del Alagón

Hoy os proponemos una excursión por la ciudad de Coria, de la que llama su atención su bella Catedral de tintes platerescos y que se vió seriamente afectada por el terremoto de Lisboa de 1755. Se encuentra en el Valle del Alagón, en la provincia de Cáceres, Extremadura. Una muy buena combinación para esta excursión es visitar el pueblo de Galisteo, de camino a Coria o de regreso (como hicimos nosotros), o bien emparejarla con una visita a Plasencia.

Coria

La villa de Coria rezuma esos aires típicos de los humildes pueblos extremeños, de calles casi solitarias y tranquilas y de casas de cales blancas, piedra dorada y decoraciones sencillas. Pero los retazos señoriales vibran y se desmarcan en algunos de sus rincones y algunas de las fachadas de sus casas, se ensalzan en el castillo y su desbordan en su impresionante y singular catedral.

ITINERARIO RECOMENDADO

Un poco de Historia

Los orígenes de esta pequeña ciudad se remontan a la época prerromana cuando los vetones fundan un pequeño asentamiento en la zona alta (donde hoy encontramos la Catedral) y a la que se conocía como Caura. La ciudad fué conquistada por los romanos y rebautizada como Cauria hasta que en el siglo IX cae en manos del rey árabe Zeth ibn Casim quién la denomina Qúriya y la convierte en la capital de sus territorios. Es en 1142 cuando Alfonso VII la reconquista para los reyes cristianos y la ciudad vuelve a retomar una variante de su nombre primitivo, Coria.

Las Murallas y el Castillo de Coria

Las murallas de Coria tienen origen romano y fueron levantada durante los siglos III y IV. En algunos tramos el muro puede alcanzar los 4 metros de grosor y su altura varía entre los 10 y 14 metros, debido a que se adapta a la irregularidad del terreno. Al parecer fueron muy populares en su época como un ejemplo de buena construcción defensiva. Sin embargo, la mayor parte de la muralla que hoy apreciamos proviene de modificaciones hechas durante el período musulmán de la ciudad y de las restauraciones llevadas a cabo posteriormente, debido a que las tropas cristianas de Alfonso VII asediaron Coria durante más de dos años hasta que finalmente la ciudad fué conquistada en 1142, lo que produjo serios daños en la muralla.

Dado su origen, lo que encontramos es una muralla de mampostería de grandes bloques cuadrangulares, sencilla y con poco adorno inclusive en las puertas de acceso. Nuestra ruta por la ciudad vieja de Coria comenzó adentrándonos por la Puerta de San Francisco o Puerta del Rollo (pues se encuentra a la vera de la Plaza de la Picota) y terminaría saliendo por la Puerta Nueva, que da acceso al Puente Viejo o Puente sin río, del que os hablaré más adelante

Plaza de la Picota de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

La Puerta de San Francisco, abrió paso a la ciudad alrededor del siglo XVI y quizá por ser la más tardía (junto con la Puerta de la Guía, también conocida como la Puerta de la Ciudad) es en la que podemos observar un par de escudos de los mecenas y señores de la ciudad.

Muralla de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Según atravesamos la Puerta de San Francisco nos encontramos a nuestra izquierda con el Castillo de Coria, construido durante el siglo XV por orden de García Álvarez de Toledo, Marqués de Coria y primer Duque de Alba. Fué declarado Bien de Interés Cultural y Patrimonio Histórico de España en enero de 1989.

Castillo de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Hay dos cosas que llaman particularmente la atención sobre este castillo. La primera es su emplazamiento, pues La Torre del Homenaje y el Castillejo (su puerta entrada), se aprovechan de las murallas para consolidar parte de sus muros. Lo segundo es su planta pentagonal, lo que me resultó bastante singular. Por desgracia, el castillo no puede visitarse en su interior puesto que es de propiedad privada.

Continuamos recorriendo las estrechas, tranquilas y solitarias calles de Coria apreciando las fachadas de las casas entremezclándose aquellas de toque más humilde con las que destilan ese perfil señorial que se asoma incluso en las puertas hermosamente labradas en madera como la que os muestro. Y ésta no es la única, así que no dejéis de observar las puertas de las casas

Calles de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.   Puerta de las Calles de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Calles de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Plaza Mayor de Coria

La Plaza Mayor es el centro de la ciudad antigua, bastante amplia y de forma cuadrangular e irregular. Lo más llamativo es el edificio del Ayuntamiento del siglo XVII, soportalado con columnas de piedra y abovedado. También encontramos la Alhóndiga, el antiguo lugar de transacciones comerciales y depósito de grano de la ciudad.

Plaza Mayor de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Plaza Mayor de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Pero adentrándonos en una de las vías principales que parten de esta Plaza Mayor de Coria, concretamente la Calle de las Monjas, encontraremos dos edificios de suma importancia (1) formando una de las esquinas se halla La Cárcel Real y (2) siguiendo la calle empedrada llegaremos al Convento de la Madre de Dios. Por motivos de horario, visitamos primero el Convento.

El convento de la Madre de Dios

Horario-32 Lunes a Viernes:
9:45 a 12:30 / 16:30 a 18:30
Sábados : 16:30 a 18:30
(a veces abren a las 12:00)
Ahorrar-32 1,50 €
Mascota-32 NO  Movilidad-32 NO 

Este Convento tiene sus orígenes en el siglo XIII y es uno de los edificios más antiguos de la ciudad. Lo que podremos visitar será su bello claustro renacentista, del siglo XVI y donado por la familia de los Maldonados de Coria, una familia vinculada a la órden de las monjas Franciscanas de la Tercera Orden Regular desde el siglo XII.

Convento de la Madre de Dios de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

De este claustro lo que destaca no es sólo su forma y arquería irregular abovedada con ladrillo visto de origen mozárabe, sino sus suelos arabescos creados a partir de pequeños cantos rodados y que van recreando dibujos únicos que rebosan simbología religiosa y que la hermana encargada de haceros la visita guiada os explicará con todo detalle. Es increíble la paciencia y dedicación tan minuciosa que tuvieron que tener aquellos que diseñaron y llevaron a cabo estos suelos, unos trazos que parecen moverse y formar ondas en el suelo según te vas desplazando y según se vierta la luz sobre ellos.

Convento de la Madre de Dios de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Convento de la Madre de Dios de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

La Cárcel Real

Horario-32 De martes a domingo
Invierno
10:00 a 14:00 / 16:30 a 19:30
Verano
17:30 a 20:30
Ahorrar-32 Gratis  Mascota-32 NO
(Sólo lazarillos) 
Movilidad-32 SÍ 

El edificio fué construido a finales del siglo XVII sobre otra prisión anterior. Aunque hoy se utiliza como museo, en el que se exponen muestras de pintura, fotografía, artesanía y una colección arqueológica permanente en la planta baja que narra la historia de Coria, lo cierto es que no deja de ser un tanto extraño y, tal vez, espeluznante contemplar lo bien conservadas que se encuentran las celdas.

Las celdas para aquellos reos de estratos más bajos de la sociedad se encuentran en la planta baja: estrechas, pequeñas y oscuras con argollas en el suelo donde eran encadenados. Los accesos a las celdas son más bien bajos y sus puertas son vigorosas y robustas, de madera maciza. Todas las paredes son de piedra áspera y desnuda. En un lateral podremos adentrarnos en una de las celdas de castigo, un habitáculo que se cierra en forma de embudo y que finaliza en una ventana minúscula que brinda algo de luz al interior; hay una sensación de heladora humedad y asfixiante y claustrofóbico hedor

Cárcel Real de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.    Cárcel Real de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Cárcel Real de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Subimos por unas escaleras talladas en piedra que dan una sensación de suavidad y lujo casi impropio, unas escaleras que se funden con unas paredes hoy blancas pero en las que aún se conservan los restos de los frescos que antaño las decoraban.

Cárcel Real de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Que las paredes se vayan transformando de la rugosidad y aspereza de la piedra a la suavidad y la delicada decoración con frescos se debe a que en la segunda planta es donde se encuentran las dependencias del Gobernador de la prisión, las cocinas privadas y también las amplias y luminosas celdas para los nobles; éstas sin argollas en el suelo y en las que habría tapices en las paredes.

Carcel Real de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Tras detenernos a contemplar la exposición de pintura de un artista local que se exponía en la planta superior, pusimos rumbo a la joya de la corona, la Catedral de Coria.

La Catedral de Coria

Horario-32 De martes a domingo
Invierno
10:00 a 13:30 / 16:00 a 19:00
Verano
10:00 a 13:30 / 17:00 a 20:00
Ahorrar-32 Gratis  Mascota-32 NO  Movilidad-32 NO 

La Catedral de Santa María de la Asunción de Coria se levanta sobre el mismo lugar donde previamente se encontraban una iglesia visigoda, más tarde una mezquita mayor y, tras la reconquista de la ciudad, una iglesia-catedral románica de la que hoy queda el claustro que pertenece a la Catedral actual.

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Su construcción comenzó en 1498 y finalizó en 1748, por lo que se enclava entre los estilos gótico final con decoraciones propias del plateresco y el barroco. La Catedral de Coria sufrió graves daños en su estructura a consecuencia del terremoto de Lisboa de 1755, algunos de ellos visibles hoy en día como las grietas exteriores que muestran que estuvo a punto de partirse en dos.

El exterior de la Catedral de Coria

La Puerta Norte o del Evangelio, que será por la que nos adentraremos en la Catedral, es la más grandiosa y llamativa de todas precisamente por estar decorada con los motivos propios del estilo plateresco que, particularmente, me gusta mucho. Sin embargo, al contemplar la decoración me percaté de que había algunos detalles que parecían dejar entrever que la ornamentación podría haber quedado inconclusa. ¿Sería así?

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Si os fijáis en el pequeño torreón sobrepuesto sobre el campanario y a mano izquierda de la entrada, las decoraciones vegetales no lo cubren por completo ya que el último estamento se encuentra desnudo. Si se observa el muro anexo a la derecha de la Puerta del Evangelio, que parece haber sido el acceso al Claustro en tiempos pasados, sucede algo parecido ya que la parte izquierda de esa puerta hoy tapiada yace decorada con motivos florados mientras que su lado derecho vuelve a estar desnudo. Resulta curioso porque la cornisa y filigrana que rematan este muro sí se encuentra decorada en todo su ribete.

Al fijarme un poco más descubro que quedan restos de la decoración plateresca en la parte superior de la esquina externa del muro, lo que me lleva a la conclusión de que posiblemente en el pasado todo este anexo estuviese cubierto por esos motivos florales y vegetales tan característicos de este estilo propio de la Península Ibérica y que las inclemencias del tiempo los hayan ido deshaciendo poco a poco. Esto hace que vuelva a prestar atención al torreón sobrepuesto, percatándome de que el último estamento que yace desnudo parece haber sido seriamente restaurado lo que explicaría porqué se produce ese corte abrupto en la decoración.

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain   Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Otra de las cosas que llama la atención de esta Catedral es su ubicación. Quizá cuando le haces frente, encontrándote de cara con la Puerta Norte o del Evangelio, no percibas que, en realidad, está construida a orillas de un precipicio. No es hasta que das la vuelta que eres consciente de esta particularidad.

Y es aquí, al girar, cuando son claramente apreciables las fisuras que provocó el terremoto de Lisboa de 1755 y que a punto estuvieron de partir en dos la Catedral. Sin embargo, investigando un poco, parece que ya desde el inicio de su construcción, y en gran parte a causa de su ubicación, éste templo presentaba deficiencias en sus cimientos. El problema radica en que cuando llueve, el agua se vierte por la ladera del precipicio, removiendo y arrastrando la tierra y convirtiendo el terreno en inestable. El terremoto, además de provocar serios daños en sí mismo, sólo hizo más que evidenciar y acelerar un problema que ya estaba presente.

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Ahora bien, para salvaguardar el problema del arrastre de tierra que causan las lluvias, nada como recurrir a los ingenios naturales. Cuando se baja de camino al Puente Viejo se puede observar que toda la ladera de este monte está cubierta por chumberas, de modo que éstas ayudan a absorber el agua y a retener la tierra en su lugar.

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

El interior de la Catedral de Coria

Cuando te adentras en la Catedral de Coria no puedes evitar sorprenderte. Las apariencias, una vez más, nos han engañado Es mucho más alta, amplia y luminosa de lo que parece por fuera. Cuando traspasas la puerta de entrada un fulgor blanquecino destella en todo el ambiente proveniente de sus paredes, sus suelos y sus bóvedas de crucería estrellada (característica única que comparte con las Catedrales de Girona y Ciudad Real).

Al traspasar lo que parece este recibidor inmenso, te adentras de lleno en la nave central y te das cuenta de que, en realidad, la estructura de la Catedral está compuesta por ésta única nave enorme, algo que quizá haya pasado desapercibido. Y a medida que avanzas un brillo dorado te deslumbra por la izquierda: el impresionante retablo del siglo XVIII del Altar Mayor, que se enmaraña desde el suelo hasta trepar al techo, rellenando la forma de la bóveda, casi como si fuese un pilar que soportara el peso de la nave.

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Es aquí cuando también podremos percatarnos del órgano grande de la Catedral, por el que hace tan sólo unos momentos nos hemos deslizado.

Precisamente, por el hecho de ser una Catedral de una sola nave, resulta curioso e incluso quizá extraño avanzar por ella, como si algo no cuadrase en la ecuación. A medida que nos vamos acercando al Coro, con una preciosa sillería mudéjar digna de admirar, y lo rodeamos hasta llegar al precioso Trascoro, esa sensación de extrañeza se acrecienta, quizá porque desde esta perspectiva notamos la falta de espacio, ése al que estamos acostumbrados en este tipo de construcciones.

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Cuando ya hemos merodeado por la Catedral y nos hemos empapado de su sobria y elegante belleza, enfilamos camino a la salida pero nos detiene un vecino de Coria y nos invita a subir al Campanario, señalándonos una pequeña puerta de madera. Una puerta que habíamos pasado por alto previamente. Así que no desaprovechamos la oportunidad y decidimos subir.

Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

La escalera es estrecha, de escalones regulares en altura pero irregulares en su forma por el tallado natural al que se han sometido durante los años. Impresiona, sobre todo, la perfección del círculo del eje central del pasamanos.

Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Finalmente llegamos al campanario, donde podremos contemplar las hermosas campanas del siglo XVI, XVIII, XIX y XX. Hay una especialmente llamativa, la campana dedicada a San Emigdio, protector contra los terremotos. Se fundió en 1758 después del Terremoto de Lisboa.

Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Pero aquí no acaba la subida al campanario. Encontraremos una pequeña puerta de hierro y malla en la pared que queda frente a la subida de las escaleras. Subiendo por este tramo llegaremos a lo más alto del campanario desde el que tendremos unas excepcionales vistas de Coria. Sin embargo, llegar hasta aquí no es recomendable si vamos con niños ya que las escaleras de acceso a esta parte no están en muy buen estado y en la terraza superior faltan tramos de la balaustrada.

Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain

Vistas Campanario Catedral de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

El Puente Viejo

Al parecer estaría construido sobre los cimientos de un puente romano, ya que el que observamos hoy data del año 1518. Probablemente a alguien le extrañe ver un puente de tamaño considerable sobre un paraje completamente seco. Esto se debe a que el río Alagón cambió el curso de su cauce.

Puente Viejo o Puente Seco de Coria, Cáceres, Extremadura. España. Spain.

Popularmente se dice que el causante fué el terremoto de Lisboa de 1775, el mismo que casi consigue partir en dos la Catedral de la ciudad. Sin embargo, recientes estudios parecen indicar que el cauce del río se desvió al sur hacia la mitad del siglo XVII debido a unas grandes riadas muy continuadas. No hay certeza absoluta, así que creo que voy a inclinarme por pensar que quizá las riadas eran el preámbulo del terremoto de Lisboa y éste termino por desviar el curso por completo, dado que un proceso como este no se produce de inmediato

Tras llegar al puente y observar el relieve de la Catedral y de Coria, desandamos nuestros pasos perdiéndonos por entre las calles de esta ciudad extremeña de camino al coche, poniendo rumbo a casa pero deteniéndonos previamente en Galisteo Pueblo del que os hablaremos en la próxima entrada


MÁS INFORMACIÓN


 

Si te ha gustado esta entrada, por favor, ¡COMPARTE!

Te puede interesar...

Sobre Eva

Viajera insaciable, lectora incansable, eterna aprendiz de idiomas y meticulosa observadora de culturas, lingüista, traductora y curiosa como yo sola. Mi lema: Viajar para vivir y sentirse vivo.
Añadir a favoritos el permalink.

3 Comments

  1. Pingback:Excursión: Galisteo y su impresionante muralla almohade. - UN MUNDO FASCINANTE

  2. Alejandro Jose Dominguez Agostino

    MARAVILLOSA¡¡¡¡¡

No lo dudes y deja tu comentario...