Palacio Real de la Granja de San Ildefonso

Al Real Palacio de la Granja de San Ildefonso lo llaman “El pequeño Versalles” pero nosotros no estamos para nada de acuerdo con este mantra que se repite hasta la saciedad, como si éste tuviese que estar a la sombra del francés por el hecho de que, en origen, buscaba ser una copia de aquél. 

Nos pareció mucho más espectacular que Versalles, con numerosos detalles que lo hacen mucho más especial aunque sus dimensiones sean más reducidas. Porque no por ser más grande se es mejor

Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España. 

Un Palacio inesperado entre montañas

El emplazamiento del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso es mucho más llamativo, más impactante, más abrupto pero más acogedor. Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España. Se halla resguardado entre las altas montañas y la verde y frondosa arboleda de la sierra de Guadarrama, al contrario que Versalles que se levanta en una planicie sin nada más interesante a su alrededor. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

También es llamativo el hecho de que el Palacio no se ve a simple vista cuando te acercas a la entrada (mientras que Versalles se anuncia a todo tren, como un mazacote que rompe la línea del horizonte) aunque percibes el ambiente palaciego no sólo por la rejería que acota el recinto sino también por las construcciones que rodean al Palacio que claramente indican que forman parte del conjunto.

A un lado encuentras las Caballerizas Reales, edificios largos, “cuadriculados” y austeros (aunque enmarcados con escudos reales) que hoy por hoy resultan dependencias de la Guardia Civil. Caballerizas Reales. Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

Unas construcciones que delimitan y conforman un bonito paseo que te conduce directamente hasta una enorme y animada plaza circular donde puedes contemplar tremendos y centenarios árboles que se desparraman hacia el cielo y que parecen proteger la entrada a la Real Colegiata de la Santísima Trinidad, anexa al Palacio Real y que, a su vez, parece ocultarlo.

Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

Real Colegiata de la Santísima Trinidad. Palacio de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

La Real Colegiata de la Santísima Trinidad

Construida en la primera mitad del siglo XVI, la Colegiata se presenta como una Catedral barroca a pequeña escala.

Real Colegiata de la Santísima Trinidad. Palacio de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Si tenéis la oportunidad de entrar, porque a veces se halla cerrada por celebraciones privadas, os vais a sorprender por el tesoro que esconde. Su retablo así como la sillería del coro son espectaculares y muy inesperados.  Interior Colegiata de la Santísima Trinidad. Palacio de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.
Interior Colegiata de la Santísima Trinidad. Palacio de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España. Por un pequeño acceso anexo al Altar Mayor se encuentra la Capilla de las Reliquias donde se hallan los restos del Rey Felipe V y su segunda esposa Isabel de Farnesio, promotores de la construcción del complejo palaciego así como del Palacio de Riofrío. También puede contemplarse un magnífico sepulcro en mármol ya que, en principio, esta Colegiata iba a ser un Panteón Real.Interior Colegiata de la Santísima Trinidad. Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.. 

Interior del Palacio de la Granja de San Ildefonso

El interior del Palacio de la Granja es sorprendente y bellísimo y no tiene nada pero nada que envidiar al francés. Os váis a tener que fiar de lo que os digo, me temo, porque dentro están prohibidas las fotografías aunque, gracias a la cortesía de Patrimonio, os adjunto dos fotografías para que podías haceros una idea de lo que os vais a encontrar.

Cortesía de Patrimonio Nacional ©

Cortesía de Patrimonio Nacional ©

Mi apreciación personal es que resulta incluso más interesante que Versalles debido no sólo a las espectaculares estancias que son de por sí obras de arte con los mármoles recubriendo sus columnas, con las molduras que engarzan filigranas que decoran las paredes y los techos, los tapices, las pequeñas y enormes esculturas, el mobiliario único creado a mano, la colección de relojes, las impresionantes lámparas de cientos y miles de cristales, los jarrones de jade y porcelana venidos de China o los bellísimos y sorprendentes frescos en los techos abovedados, sino que también pueden encontrarse hermosísimas fontanas en el interior de la planta inferior del Palacio, algo que no encontraréis en Versalles.

Cortesía de Patrimonio Nacional ©

Cortesía de Patrimonio Nacional ©

Lo único envidiable, por decirlo de alguna forma, es el famosísimo Salón de los Espejos, un salón que también estaba previsto construirse en el Palacio de La Granja de San Ildefonso pero que, por falta de presupuesto no pudo terminarse. Aunque la estancia reservada para ello forma parte de la visita, se halla en la planta inferior y os aseguro que se percibe que es una estancia “extraña”, que rompe con lo que se ha visto hasta ese momento.

Los Reales Jardines del Palacio de la Granja de San Ildefonso

Los jardines del Palacio de la Granja de San Ildefonso son espectaculares. Jardines por los que más parece que caminas entre un bosque frondoso donde, de repente, se aparecen increíbles fuentes de blanco prístino, dorados, bronces e intrincadas filigranas y esculturas. Unos jardines los de la Granja que, aunque ciertamente más pequeños que los de Versalles, resultan de lejos mucho más encantadores, más apacibles, más envolventes e íntimos.Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.El diseño y trazado de los jardines es del arquitecto francés René Carlier aunque jamás lo pudo ver terminado debido a su temprana muerte; bajo la supervisión tanto discípulos suyos como de otros artistas franceses el conjunto fué terminado tras más de quince años de trabajo. El Chato. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Las esculturas que conforman las fuentes, fundidas en plomo, y cubiertas de pátinas que imitan tanto al bronce bruñido como al mármol, son espectaculares no sólo por su intrincados diseños sino por muchos de los apreciables detalles que denotan la enorme pericia de aquellos que las construyeron con sus manos: los rostros, los gestos retratados, el movimiento de las esculturas, los pliegues, las manos…Las 8 Calles. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Fontana. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Baños de Diana. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Además, algo que convierte a estas fontanas en un privilegio y atractivo a nivel europeo es el hecho de que conservan el sistema hidráulico original del siglo XVIII, de acción manual y que podréis ver en funcionamiento durante los días de espectáculo, de los que os hablo un poquito más adelante ;-)  Algunas de las fuentes que me resultaron más espectaculares son:

La Fama

La Fama se halla en lo alto de la fuente, montada sobre un caballo alado que pisotea a cuatro guerreros que representan la envidia, la mezquindad, la ignorancia y la maldad. Desde la flauta que sujeta en su boca un chorro de agua de más de 42 metros es expulsado hacia el cielo. En la parte baja de la fontana se hallan la representación de cuatro ríos: los dos ancianos son el Duero y el Ebro y las ninfas el Guadiana y el Pisuerga. La Fama. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España. La fuente no puede estar en funcionamiento más de 10 minutos porque consume 360 litros por segundo y dejaría el depósito sin agua para el resto de las fuentes.  Lo más llamativo para mí de esta fuente fueron los detalles en los rostros de los cuatro guerreros, la contorsión de los cuerpos y los músculos tan logrados.La Fama. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

Fuente de las ranas

Es la única de las fuentes que cuenta con depósito propio debido a los más de 60 surtidores que se ponen en funcionamiento. La fontana representa el mito de Latona, madre de Diana, que en su peregrinación sintió sed y pidió agua a los labradores Licios (región de la actual Turquía) y quienes, en vez de ofrecerle agua, enturbiaron la del lago. Como castigo, los convirtió en ranas. Es de las más espectaculares de ver. Las Ranas. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

Los baños de Diana

La última fuente construida pero de las más elaboradas, particularmente por el recubrimiento de conchas en su portada. Es la fuente que más agua consume y la más costosa en lo económico. En el centro se puede ver a Diana con cinco ninfas a su vera, ayudándola y perfumándola. Fijáos bien en las esculturas que nacen del estanque pues sólo en una encontraréis a una ninfa con un perro (símbolo de la fidelidad), mientras que en el resto hay cisnes o cervatillos entre otros animales.

Baños de Diana. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Baños de Diana. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

La carrera de caballos

Con forma de cascada, como si las fontanas se vertiesen desde la montaña, esta fuente se completa con tres distintas. La más grande es la Fuente de Neptuno, fácilmente reconocible por su figura y su tridente. De uno de los delfines un chorro de más de 30 metros es expulsado hacia el cielo.

Neptuno. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.

Otra de las fontanas que conforman el conjunto denominado la carrera de caballos es Fuente del Mascarón donde dos figuras humanas representan a los ríos Guadalquivir y Tajo.

Carrera de Caballos. Reales Jardines del Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Por último, la Fuente de Apolo, tocando la lira sobre una serpiente pitón que expulsa un chorro de 23 metros de alto. Una fontana que se vierte con forma de escalinata en cuatro estanques distintos con dirección al Palacio Real. Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Cuando lleguéis a la entrada de los jardines podréis ver un plano de situación de todas ellas. Aún así, os remito un enlace a la “Web de la Granja” desde donde podréis descargar un plano de las fontanas.

Espectáculo de las fuentes del palacio de la Granja de San Ildefonso

Durante la primavera y el verano en días concretos, se ponen en marcha las fuentes monumentales de los jardines del Palacio de la Granja de San Ildefonso. La tradición dice que el primer día de encendido suele ser en Jueves Santo en Semana Santa pero bien es cierto que el inicio de la temporada de espectáculo depende de si la climatología lo permite y de la cantidad de agua en reserva que haya.Baños de Diana. Reales Jardines del Palacio Real de La Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.Los días 30 de mayo, 25 de junio y 25 de agosto (San Luis, patrón del La Granja de San Ildefonso) suelen encender todas las fuentes a partir de las 17:30. Podéis intentar consultar el orden de encendido en la propia entrada a los jardines aunque no siempre lo dicen. El resto de días de los meses de primavera y verano las fuentes suelen encenderse los miércoles, sábados y domingos a partir de las 17:30, siendo cuatro de ellas las encendidas de forma alterna.

Los sábados de verano suele haber un espectáculo nocturno con el encendido de la Fuente de los Baños de Diana a partir de las 22:30, pero este espectáculo depende de las reservas de agua. En todos los casos siempre hay un guía que lleva la bandera de España y es a quien tenéis que seguir para hacer el recorrido y llegar a la fuente que corresponde.

Para saber los horarios de los espectáculos de las fuentes, según la temporada, así como los precios de las entradas y tarifas reducidas podéis visitar la web de Patrimonio Nacional.


Así que no, nadie nos va a convencer. El Palacio Real de la Granja de San Ildefonso nada tiene que envidiar a Versalles. Quizá fuese posterior pero, en nuestra opinión, su resultado es el de una versión más pequeña pero increíblemente mejorada. Palacio Real de la Granja de San Ildefonso. Segovia, Castilla y León. España.


  MÁS INFORMACIÓN


Esta entrada forma parte de un diario de excursión de fin de semana que próximamente será publicado.


   

Te puede interesar...

Sobre Eva

Viajera insaciable, lectora incansable, eterna aprendiz de idiomas y meticulosa observadora de culturas, lingüista, traductora y curiosa como yo sola. Mi lema: Viajar para vivir y sentirse vivo.
Añadir a favoritos el permalink.

No lo dudes y deja tu comentario...